Bienvenido
Judaísmo en Español

¿Sabías que ser infeliz es peligroso para tú salud?

Muchas enfermedades empiezan por la tristeza, ansiedad, enojo, envidia o por grandes preocupaciones…

La sociedad se acostumbró a vivir con enojo y a sentirse infeliz. Es tal la costumbre que ver a una persona feliz y sin problemas, ya no es tan común. Tristemente nadie se percata del daño tan profundo que ha fundado.  Es increíble ver cuanta amargura hemos aprendido a tolerar.

 Cuando uno cae en la rutina y se enfoca en sus problemas, se abruma y siente que no puede mejorar su condición, por lo tanto…  se secuestra a sí mismo la posibilidad para vivir tranquilamente y con alegría.

A pesar de que la vida es una mezcla de momentos de felicidad y tristeza, es importante reconocer que el elegir ver las cosas desde una perspectiva positiva, mejora la calidad de vida y sobre todo la ayuda a que la actitud frente a la vida sea mejor.  Aprender a enfocar la mente a ver las cosas buenas y a vivir en un estado de felicidad facilita las relaciones personales, crea oportunidades para ser exitoso, pero sobre todo mejora la salud física, mental y emocional. Permite que el sistema inmunológico se fortalezca y que cualquier tratamiento medico sea recibido con efectividad.

Ser feliz, es estar sano y por supuesto, es tener una mejor calidad vida. Sentir felicidad, no es solo una buena receta para vivir, es única forma de poder disfrutar la vida. Vivir con alegría, ayuda tener el entusiasmo necesario para trabajar con pasión y con gusto.  La felicidad, ofrece la energía que nutre a la actitud óptima para tener relaciones personales sanas y desde luego, facilita la posibilidad para triunfar.

Además, la felicidad permite aceptar la realidad y facilita el poder luchar contra la adversidad con fortaleza y sabiduría.

 la verdadera felicidad no depende de las cosas externas que brillan sin tener un valor profundo, tales como fama, dinero, viajes, títulos y reconocimientos… ni siquiera se refiere a las cosas materiales y efímeras que cambian según la época o las circunstancias.

la felicidad surge del trabajo personal y de satisfacción de poder conquistar las debilidades y superar los problemas, cuando uno puede valorar lo que ha llegado a ser.  

Estar feliz no quiere decir que uno vive en la feria o el circo, tampoco quiere decir que se tiene una vida perfecta libre de problemas y de preocupaciones. De hecho, uno no puede estar feliz siempre. Sin embargo, a pesar de todo, uno tiene la responsabilidad de buscar el punto de equilibrio donde reconozca que su actitud puede influenciar a su estado de ánimo y beneficiar su perspectiva aun en situaciones dolorosas o complicadas.

Por supuesto que cada uno tiene la habilidad de encontrar su propia felicidad, porque la fuente de la felicidad personal emana de el interior de cada persona y nunca se termina, siempre y cuando uno viva con el deseo y el compromiso de querer ser feliz.

La receta

Felicidad para la salud

Ingredientes:

1 taza de determinación – deseo genuino de querer ser feliz

1 taza de gratitud – reconocer y agradecer todo lo que se tiene y lo que no se tiene también

Suscríbete a nuestro magazine

1 taza de alegría –  sentimiento de goce y energía positiva ante las cosas simples de la vida

2 piezas de amor – cariño por la vida y por las personas, gusto de compartir    

1 manojo de perspectiva – visión panorámica de la vida

 

Afirmación positiva: Yo elijo ser feliz hoy. Elijo enfocarme en las cosas buenas y positivas, aun si estas surgen a través de problemas y dificultades. Hoy elijo encontrar el amor y la bondad. Hoy he decidido ser feliz, encontrar la paz en mi corazon y sonreír al mundo.

 

Como elegir a la felicidad:

1.       La felicidad es un estado de ánimo que se elige diariamente. La felicidad se cultiva. Si eliges la alegría y ser feliz cada dia vas a vivir con júbilo, abundancia y te convertirás en una persona radiante y alegre.

2.      Cada persona tiene el derecho para tomar la decisión para ser feliz o no. Nadie te puede forzar a ser feliz. Si quieres disfrutar de las cosas simples que producen bienestar puedes, pero también puedes vivir con amargura, dolor y hundirte en tus problemas.

3.      La felicidad no se compra y no tiene precio.  La felicidad surge del  sentimiento interno de satisfacción y trabajo personal que se adquiere con el amor a la vida y el verdadero deseo de querer ser feliz.

 

No puedes ser feliz cuando vives con duda, enojado, angustiado y solo te enfocas en tus problemas. *Prohibida su reproducción total o parcial sin el permiso escrito del editor y sin citar la fuente.

Si tienes dudas especificas o quieres platicar tu caso en particular, ofrecemos el servicio de coaching personal. Pide tu cita hoy.   https://www.paypal.com/cgi-bin/webscr?cmd=_s-xclick&hosted_button_id=CBJYD8CFYMFF4 

 

POR BECKY KRINSKY

 

Copyright © 2005-2018 Recetas para la vida© Todos los Derechos Reservados

 

Obtenga actualizaciones en tiempo real directamente en su dispositivo, suscríbase ahora.

-- Anuncio --

Los comentarios están cerrados.

Muchos judíos no tienen acceso a escuelas judías, libros de judaísmo, rabinos o comunidades. Para ellos, AishLatino es la única conexión que tienen con su judaísmo. Por favor, este Tishá B'Av únete a nuestra campaña de recolección de fondos y ayúdanos a seguir luchando contra la asimilación y educando a una nueva generación con la profundidad y belleza de nuestro judaísmo.
APOYA A AISHLATINO
TRADUCCIÓN »