Bienvenido
Judaísmo en Español

Likutei Sijot: Pinjas Vol II

Bsd.

Pinjás1

6. Uno de los temas que en la Sección Pinjás el texto bíblico trata por primera vez, es el método adoptado para la división y herencia de la tierra.

La descripción de los sacrificios [y ofrendas] –korbanot– así como el censo de los judíos, son temas ya mencionados, y en extenso, en otras Secciones [bíblicas], no así el criterio para la herencia de las tierras en general y el vinculado a la tierra de Israel en particular, éstos son conceptos explicados [recién] en la Sección Pinjás. [Luego del Exodo de Egipto, una vez transcurridos los 40 años de travesía por el desierto, el Pueblo Judío llegó a] la Tierra de Israel, [la misma] fue heredada [por las 12 Tribus] conforme el resultado de un sorteo, [como señala la Escritura]: “Sólo por sorteo –goralserá dividida la tierra”. En la Guemará y en el Midrash2 se explica que [la división de la tierra] fue por medio de un sorteo y también de acuerdo alUrím VeTumím (el Pectoral de 12 piedras –una por cada tribu- que usaba en Sumo Sacerdote).

Si tenemos en cuenta que la partición física de la tierra de Israel es conforme su división en [su fuente y raíz,] la dimensión espiritual, quiere decir que el criterio de ‘división y clasificación’ en el servicio a Di-s3 [por parte de la persona] tendría que ser de acuerdo al ‘sorteo’.

Este concepto requiere ser comprendido: el orden [de prioridades] en, [y cómo llevar a la práctica,] el servicio a Di-s, es menester que sea fijado por la lógica, y no por un ‘sorteo’, [el cual representa aquí la instancia del alma] que trasciende la comprensión.

Es verdad que el fundamento de la avodá, [el esforzado servicio a Di-s por parte del judío], es precisamente la sumisión absoluta al Altísimo –kabalat ol-, pero esto es sólo la base del servicio, pero el inicio de la avodá, cuando hay determinar cómo [y qué] hacer, qué está permitido y qué cosas prohibidas, esta instancia requiere que se aplique el criterio de la Torá exclusivamente, y para ello es crucial el uso de la lógica y la captación intelectual. Entonces, ¿por qué decimos que la ‘división’, es decir, [las decisiones en cuanto a] la clasificación y agrupación de las cuestiones vinculadas al servicio a Di-s y sus acciones, deben ser conforme un ‘sorteo’, [excluyendo así toda posibilidad de raciocinio]?

Más aun: el versículo dice ‘aj begoral –con sorteo- será dividida la tierra’, el vocablo aj excluye, quiere decir que ‘sólo con goral – sorteo- será dividida la tierra’, ¡pero a simple vista tendría que ser [lo opuesto: se tendría que organizar el servicio espiritual y tomar decisiones] haciendo uso de la lógica y la razón exclusivamente!

7. En un Discurso Jasídico –Maamar– del Rebe Tzemaj Tzedek4 y asimismo en Discursos Jasídicos de los Rebeim que lo sucedieron, se hace mención al concepto de ‘sólo por sorteo será dividida la tierra’ tal como se halla en el alma [del judío], y cómo el tema se aplica en la avodá. Teniendo en cuenta lo explicado allí, se puede contestar la pregunta antedicha:

Goral – sorteo’ trasciende la lógica y la razón. La ‘partición de la tierra’ debe hacerse exclusivamente conforme al goral, esto se debe a que esta partición proviene de un nivel que está más allá de la comprensión y la razón.

El concepto se entenderá al prologar lo siguiente: Si bien de todo judío se demanda cumplir todas las mitzvot, no obstante, cada judío tiene cuestiones específicas vinculadas a él en particular.

Al estilo de lo que explica el Tania, en Igueret HaKodesh4 5 , que variosTanaím y Emoraím tenían especial cuidado –zahir tfei– en algunas mitzvot. Ellos observaban con meticulosidad todas las mitzvot, pero en ciertas cuestiones [de su servicio espiritual] eran más cuidadosos –zahir tfei-, debido a que esos asuntos se vinculaban a ellos específicamente, y por medio de éstos se producía el flujo espiritual y la elevación de sus otras mitzvot.

La relación de cada persona con sus asuntos específicos es algo que va más allá de toda explicación, si habría vínculo entre ambos se explicaría lógicamente esta relación, pero en realidad el tema supera la lógica y la razón, [precisamente] éste es el concepto del goral.

8. A esto se debe que si la persona se percata que en cuanto a cierta mitzvátiene por demás obstáculos e impedimentos, ello mismo evidencia que esamitzvá tiene con él una ligazón particular. Precisamente el grado extraordinario de dificultad que le se presenta demuestra, que esa cuestión le concierne a él más [que cualquier otra].

Si bien el individuo no percibe en absoluto lógicamente su vínculo con cierto tema, y contrariamente, él ve que ésta mitzvá le cuesta más que el resto, o que en cierto tópico de la Torá [al estudiarlo] no tiene placer ni tampoco éxito [de entenderlo en profundidad], de todos modos, esto, [lo que más le cuesta], es su tema específico que se vincula con él en particular, y por medio de su concreción se produce la elevación de todo su servicio de Torá y mitzvot, por eso, la Inclinación del Mal –el Ietzer Hará– se opone con tanta vehemencia, debido a que se trata de una cuestión que tiene especial efecto [espiritual] en él.

Siendo así, la persona no debería dejar de lado esta cuestión, [la que más dificultad le causa,] para dedicarse a otras cosas, lo contrario es lo correcto, de él se demanda esforzarse precisamente en lo que le es más trabajoso, pues es lo que más le afecta [a su alma].

Y ciertamente, el hecho de no entender por qué a él le corresponde en particular cierta mitzvá, y no percibe cómo ésta influye en él, esto forma parte, y es puntualmente uno de los obstáculos y dificultades.

9. Sobre la base de lo recién explicado comprenderemos el versículo ‘sólo por sorteo –goral– será dividida la tierra’, [la tierra se dividió] haciendo uso delgoral que trasciende la lógica y la razón. En la tierra de Israel hay diferentes zonas: montañas, llanuras, valles, campos de cereales, bosques, etc. La parición de la tierra –el hecho de que uno recibió su porción en la montaña, el otro en la llanura y el valle, el tercero accedió a su porción en un bosque5 6mientras que a otros les fueron concedidos campos de cereales– fue conforme al vínculo específico de cada uno con el aspecto espiritual de la tierra de Israel –la Tierra de Israel Espiritual-, y esta relación [del alma de cada judío con la Tierra de Israel Espiritual,] se manifestó en la división física de la tierra.

A esto se debió que ‘sólo por goral se dividió la tierra’, pues la relación de cada judío con su porción en la tierra no respondía a la lógica, sino trascendía toda comprensión y razón, y la acción paralela en este plano físico es elgoral, [el sorteo que no responde a ningún parámetro racional].

10. Debido a que estos conceptos nos fueron relatados, y la Torá que es eterna, es vigente en todas las épocas y lugares, el tema tiene que ver especialmente con nosotros:

Cada uno tiene, [en lo que a Torá y mitzvot respecta,] una cuestión específica que le concierne a él en particular, y a pesar de los obstáculos y dificultades que se le presentan en relación a esto, [no debe darse por vencido y dedicarse a otra cosa,] al contrario, como se explicó antes, precisamente cuando percibe que el Ietzer Hará, el mundo [que lo rodea], se oponen con firmeza ante él, la persona debe esforzarse en una medida mucho mayor hasta lograr concretar su objetivo, pues la cuestión se vincula a él, [a la misión de su alma] específicamente, y por medio de ello se proyectará el flujo espiritual y la elevación del resto de sus asuntos [espirituales].

(De una Sijá del 16 de Tamuz de 5712)

NOTAS AL PIE
1.[La presente Sijá no llegó a tiempo para ser revisada por el Rabino Natán Grunblatt, Director de la Editorial Kehot Lubavitch, pero teniendo en cuenta que semanalmente numerosos lectores esperan este material, se publica en la presente versión. La edición final de esta Sijá verá luz, Di-s mediante, con la impresión de los libros del Likutei Sijot en Español. Vaya nuestra disculpa si hay algún error o imprecisión (NE)].
2.Bavá Batrá 122a. Bamidbar Rabá sobre el versículo tratado aquí (Pinjas 26:55).
3.Véase Torá Or en el comienzo de Parshat Vaieshev. Torat Jaim, allí.
4.Véase Maamar que comienza con ‘aj begoral’ – Or HaTorá Pinjás pág. 1059
5.Capítulo 7. Véase también introducción de Rav Jaim Vital a Shaar HaHakdamot (impreso también en el final del Kuntres Etz HaJaim pág. 73 y en el final del mismo). Sefer HaSijot verano del año 5700 pág. 22.
6.Véase Bavá Batrá 122a. Concepto explicado también en Sefer HaMaamarím del año 5626 pág. 205 (en la edición del año 5749 véase pág. 177 y ss.).
Suscríbete a nuestro magazine

Las frases entre corchetes [ ] son agregados de la edición en Español. A las no­tas originales se agregaron las notas de la versión Inglesa (NVI) y las de la edición en Español (NE).
Textos originales: Likutei Sichos (Kehot Publication Society, Brooklyn, NY)
Edición de Textos y Dirección General: Rabino David Stoler
Traducción: Equipo de Sijot en Español.
Revisión: Rabino Natán Grunblatt.

Obtenga actualizaciones en tiempo real directamente en su dispositivo, suscríbase ahora.

-- Anuncio --

Deja una respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Registrate hoy a nuestra comunidad y descubre un lugar social puro y sano.
Registrate Aquí
TRADUCCIÓN »