Bienvenido

El Tania del Día Sháar HaIjud VeHaEmuná, comienzo de Capítulo 4

PARASHÁ DE LA SEMANA: BEHAR
LECTURA DE LA TORÁ PARA ESTA SEMANA: LEVITICO 25:1 – 26:2
HAFTORAH: JEREMIAS 32:6-22
PROXIMA FESTIVIDAD “LAG BAOMER”: JUEVES 23 DE MAYO DE 2019
PROXIMAS FESTIVIDADES “SHAVUOT”: SHABBAT 8 DE JUNIO A LUNES 10 DE JUNIO DE 2019
TIEMPO DE LECTURA: 2 MINUTOS

Sháar HaIjud VeHaEmuná, comienzo de Capítulo 4

Está escrito: “Pues sol y escudo es Havaiá Elokím”. “Escudo” se refiere [específicamente] a una cubierta para el sol, para proteger a las criaturas de modo que puedan soportarlo —como nuestros Sabios, han dicho: “En tiempos venideros, el Santo, bendito sea, extraerá el sol de su funda; los malvados serán castigados con él…”—. Y tal como la cubierta escuda al sol, del mismo modo el Nombre Elokím escuda al Nombre Havaiá, bendito sea.

El significado del Nombre Havaiá es: “aquello que trae todo a la existencia a partir de la nada”. La letra iud (י), [prefijo de la raíz הוה,] modifica al verbo indicando que la acción es presente y continua —como comenta Rashi sobre el versículo: “De esta manera acostumbraba hacer (iaasé/יעשה) Iyov todos los días”—.

Esta [acción] es la fuerza vital que fluye realmente a cada instante hacia todas las cosas creadas, de “aquello que procede de la boca de Di-s” y “Su aliento”, y las trae a existencia a partir de la nada en todo momento. Porque el hecho de haber sido creadas durante los Seis Días de Creación no basta para su existencia continua, como se explicara arriba, [y deben ser creadas de nuevo continuamente].

En la enumeración de las alabanzas al Santo, bendito sea, está escrito HaGadol (“el Grande”), HaGuibor (“el Poderoso”), etc. HaGadol se refiere al atributo de jésed (“bondad”) y la propagación de la fuerza vital a todos los mundos y las cosas creadas, sin fin ni límite, de modo que sean creados a partir de la nada y existan por bondad gratuita. [El atributo de jésed] se llama Guedulá (“grandeza”) pues deriva de la grandeza del Santo, bendito sea, de El Mismo en toda Su gloria, pues “Di-s es grande […] y Su grandeza es insondable”, y por eso, también hace que la emanación de fuerza vital y existencia a partir de la nada fluya para un número ilimitado de mundos y criaturas, pues “es naturaleza del benevolente causar bien”.


Extraído del libro Tania Completo, de la Editorial Kehot Lubavitch Sudamericana
© Editorial Kehot Lubavitch Sudamericana. Prohibida su reproducción total o parcial sin autorización escrita de la Editorial. Derechos Reservados.

Recibe actualizaciones en tiempo real directamente en tu dispositivo, suscríbete ahora.

¡Mantengamonos Actualizado!
¡Mantengamonos Actualizado!
Suscríbete al boletín recibe las nuevas publicaciones, resumen, eventos y mucho más directamente en tu inbox.
Puedes darte de baja en cualquier momento.

¡Mantente conectado!

Reciba nuestras publicaciones directamente en su bandeja de entrada todos los días y un resumen con contenido sobre la parasha cada semana y actualizaciones del sitio, eventos y productos cada mes, con solo un clic, Regístrese ahora
close-link