fbpx

El Tania del Día Likutei Amarim, fin de Capítulo 12

El Tania es una exposición filosófico-cabalista que enseña al hombre a aproximarse a su Creador

63
PARASHÁ DE LA SEMANA: BO
LECTURA DE LA TORÁ PARA ESTA SEMANA: ÉXODO 10:1 – 13:16
HAFTORAH DE ESTA SEMANA: JEREMÍAS 46:13-28
ROSH JODESH (CABEZA DEL MES): SHEVAT – ENERO 27, 2020
LECTURA DE ROSH JODESH: NÚMEROS 28:1-3; NÚMEROS 28:3-15

Likutei Amarim, fin de Capítulo 12

Sin embargo, la impresión retenida en su mente, y el amor [natural] y el temor a Di-s que está oculto en el lado derecho de su corazón, le ayudan a imponerse y dominar este mal [del Alma Animal] que apetece su deseo, impidiéndole obtener la supremacía y el dominio sobre la “ciudad” y llevar de lo potencial a la práctica su deseo invistiéndose en los órganos del cuerpo. Lo que es más: aun en la mente sola, en lo que se refiere al pensamiento pecaminoso, el mal no tiene dominio y poder para hacerle pensar —Di-s libre— pensamientos tales conscientemente, es decir, [que la mente pueda] aceptar voluntariamente —Di-s libre— este mal pensamiento que asciende por sí mismo desde el corazón hacia la mente, como ha sido explicado previamente. En lugar de ello, inmediatamente después de que [el pensamiento] se ha elevado hacia allí [—a la mente—], él lo aparta [como] con ambas manos, y aleja su mente de él en el instante en que se da cuenta de que es un pensamiento malo. Se negará a aceptarlo aun como tema de mera reflexión consciente, y por cierto no pensará en ponerlo en práctica, Di-s libre, o siquiera hablar de él. Porque aquel que incurre voluntariamente en pensamientos tales es considerado un rashá en ese momento, en tanto que el beinoní nunca es rashá, ni por un solo instante.

Análogamente, [no permitirá que sentimientos malos encuentren expresión en el pensamiento, la palabra y la acción] en cuestiones ” entre el hombre y su prójimo”. Apenas se eleve de su corazón a su mente cualquier animosidad u odio, Di-s libre, o envidia, ira o resentimiento y similares, no los aceptará en absoluto en su mente y voluntad. Por el contrario, su mente predominará y dominará los sentimientos de su corazón, para hacer exactamente lo opuesto [a lo que el corazón desea], o sea, comportarse hacia su prójimo con bondad y exhibir hacia su prójimo un amor desproporcionado, soportando de él hasta el máximo extremo, sin enojarse, Di-s libre, ni tampoco retribuirle en la medida de su actitud, Di-s libre, sino, por el contrario, pagar a los ofensores con favores, como está escrito en el Zohar que debemos aprender de [el ejemplo de] la conducta de Iosef con sus hermanos.


Extraído del libro Tania Completo, de la Editorial Kehot Lubavitch Sudamericana
© Editorial Kehot Lubavitch Sudamericana. Prohibida su reproducción total o parcial sin autorización escrita de la Editorial. Derechos Reservados.

¿Qué tan útil fue esta publicación?

¡Haz click en una estrella para puntuarla!

Puntuación promedio 0 / 5. Recuento de votos: 0

No hay votos hasta ahora! Sé el primero en calificar esta publicación.

Como has encontrado útil esta publicación ...

¡Compártelo con tus amigos en las redes sociales!

Lamentamos que esta publicación no haya sido útil para usted!

¡Mejoremos esta publicación!

Cuéntanos cómo podemos mejorar esta publicación?

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

¡Mantengamonos Conectados!
¡Mantengamonos Conectados!
Suscríbete al boletín para mantenerte informado de cambios y nuevas actualizaciones ademas de tiempo en tiempo un especial sobre la parashá.
Puedes darte de baja en cualquier momento.